miércoles, 5 de junio de 2013

El cielo interior, la quintaesencia


Es curioso lo que pasó con éste mandala, cuando mostré la imagen en twitter y en facebook me preguntaron qué significa. Es algo que no pasó con los anteriores.  Es como si en éste fuera evidente que hay un sentido...
Yo cuando lo vi con ese celeste en la esfera me di cuenta de que estaba dibujando el "cielo interior", de Gerhard  Dorn. Hace un tiempo estuve leyendo sobre eso en Mysterium Coniunctionis, el último libro de Jung sobre alquimia.
El tema es complejo, acá hay algo de lo que dice:
(...) Dorn sabe que el sabio no podría reconciliar los opuestos si no viniera en su ayuda "cierta sustancia celestial que está oculta en el cuerpo humano": el balsamum, la quinta essentia, el vinum philosophicum, una "facultad y una fuerza celestial", la "verdad" por antonomasia. Es el remedio universal. Pero esta "verdad sólo está escondida indirectamente en el cuerpo, pues en realidad consiste en la imago Dei impresa en el hombre. Ésta es en verdad la quinta essentia, y la virtus del vino filosófico. Este  último es un sinónimo adecuado porque el vino representa en forma de líquido físico al cuerpo, pero en tanto que alcohol representa al espíritu (spiritus). Éste parece corresponder a la virtus caelestis, la cual es universal aunque esté dividida en la pluralidad de individuos. Pero sólo es una, por lo que una vez liberada vuelve a su estado de unidad. "Éste es uno de los misterios de la naturaleza mediante el cual los <filósofos> espagíricos están relacionados con las cosas superiores". El  "vino"  se puede extraer del grano, así como de todas las demás semillas. La esencia extraída es conducida a su "mayor simplicidad" mediante un movimiento de rotación constante, de modo que lo puro se separa de lo impuro. Entonces se verá " a lo primero flotar por encima, resplandeciente con el color aéreo más puro <el azul>. "Así verás el cielo hasta entonces espagírico <secreto>, y podrás adornarlo con las estrellas superiores.(...) (C.G. Jung "Mysterium Coniunctionis" p.458. Obra Completa ed. Trotta volumen 14, 2002) 
El texto sigue... es un capítulo de cien páginas.
Lo raro es que ese celeste tan lindo lo encontré casualmente en un cajón mientras dibujaba. No fue algo planeado.
Sin el color se veía así:


No hay comentarios:

Publicar un comentario